Intento 1.

29 enero 09

Ajadas las alas de las viejas mariposas,
aquellas que enamoraban a las hojas del roble,
descolgadas, buscando su aliento,
rompiendo su boca en la furia del viento…

Necesitas que alguien te diga “te quiero”,
cualquier idioma te vale,
pero ya lo sabes,
a veces el querer se te vence al deseo…

Sientes la aguja de su amor en las pupilas,
se te vuelven los recuerdos olvidados,
y es mejor que no.

No sigas por ahí, repites sin parar;
no caigas otra vez en el mismo error,
no confirmes de nuevo tu condición.

Me quedé sin aire.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: